Buenas noches a todos!!

Antes de nada me gustaría agradecer a todos aquellos que lean en este blog asiduamente, a los que lo hacen de vez en cuando y a los que lo harán en un futuro por un motivo u otro, simplemente el estar ahí. Creo que es importante reconocer el tiempo que otros invierten en tu trabajo, pero además, si lo pienso, no recuerdo haberlo hecho en alguno de los artículos o post anteriores y me parece un error importante por mi parte, por suerte subsanable. Como bien dijo alguien, “más vale tarde que nunca”.

Dicho esto, entremos en materia.

El motivo de este artículo es comunicar un pequeño parón en el tiempo y en el desarrollo de este proyecto llamado “Killer in Shadows”, por el cual fue creado, básicamente, este blog hace ya año y medio, junto con las publicaciones que voy a hacer en este sitio.

La razón es simple, falta de tiempo real.

En la actualidad, mi trabajo (del que como), un pequeño negocio (al que más bien alimento yo) y pequeños trabajo de diseño freelance (que me ayudan un poco), no suelen dejarme demasiado tiempo libre para nada, pero por lo menos, hasta ahora he podido sacar el tiempo suficiente para continuar. Sin embargo, hace un par de días recibí una oferta para embarcarme en un pequeño proyecto de animación para un videojuego.

Tiene un presupuesto muy modesto, pero más allá de lo que pueda suponerme económicamente, es algo que me apetece muchísimo en lo personal y en lo profesional. Para todos aquellos que no lo supierais (me temo que la mayor parte), mi formación cuando acabé el instituto fue como animador tradicional y algo de 3D durante 3 años. Desde aquel entonces, hace ya diez años, por supuesto es algo que he seguido desarrollando con pequeños cortos y colaboraciones en unos y otros proyectos, nunca lo he dejado, pero hace unos meses decidí apartarlo para dar prioridad a la ilustración y a la escritura. Todo enfocado a este juego de rol, que era lo que a mi entender, requería de una mayor atención de mi persona, sobre todo teniendo en cuenta el hecho de la publicación en papel, independientemente de su intención.

Además de que este nuevo reto me permitirá volver a mi ser, a mis raíces, dejará que me aleje un poco de todo lo que supone el desarrollo de un juego de rol y sus “satélites”: correcciones, ilustraciones, Pnj’s, aventuras…, que lo cual, dicho sea de paso, me estaba dando la sensación de que me encontraba… digamos… estancado. Esto se puede achacar a muchas cosas: cansancio, el trabajar en ello solo y no tener todo el Feedback que uno desearía, situaciones personales, llamémoslo “X”. La cuestión es que me parece positivo, igual que en animación o en ilustración te alejas del dibujo para ver si el trazo o el movimiento es el correcto, apartarme de esto hará que lo vea de una forma más objetiva y pueda decidir como actuar en el futuro, qué errores subsanar y como actuar a partir de entonces, a parte de refrescar ideas, claro.

El proyecto de animación, por lo que he sabido hasta ahora, tiene de fecha límite el 1 de junio, es decir, que en los próximos 2 meses no me será posible analizar ni observar mucho. Por ello, he decidido darme un mes más para hacer ese ejercicio de reflexión y refresco. Pero tampoco quiero que esto quede abandonado del todo en los próximos 3 meses y por lo tanto, si alguien necesita algo, quiere hacer alguna pregunta porque ha leído algo en el blog sobre el juego y no lo comprende o simplemente, quiere saber si sigo vivo, estaré a disposición de todo el mundo en el email. Y desde luego, si en el transcurso de este tiempo, tengo algo interesante que contar, romperé ese “silencio” con mucho gusto.

Aunque voy a quitar algo de hierro al asunto del parón. Es cierto que me siento un poco estancado, pero ya tengo pensado algunas cosas en las que me gustaría trabajar más allá de este período, como son: un grupo de aventuras jugables como continuación a la que ya podéis descargar en una entrada anterior, creando así una campaña descargable y gratuita, o un grupo de Pj’s (Ficha + historia personal) que los jugadores puedan jugar o tomar como referencia, e incluso alguna que otra cosa más, por lo que no será algo tan radical. Pero son aspectos que sólo han sido pensados como conceptos generales, llevarlos a cabo es lo que me gustaría estudiar y planificar, y tienen mucha tela que cortar.

Y eso es todo por ahora, aunque quiero que quede claro que el desarrollo de Killer in Shadows continuará en un futuro no muy lejano con nuevas aportaciones y proyectos, pero por el momento, y hasta Julio, como se dice en la película: “Buenas noches y buena suerte”.